17799195_1120474351397959_2496643356497579699_n
shadow

Historia:

La Iglesia parroquial del Niño Jesús del Huerto consta de una sola nave, con el techo abovedado. La fachada, que carece de decoración, es simétrica, con un único hueco sobre el acceso, y termina sinuosamente con un ligero festón. Sobre éste se levanta una espadaña en la que se sitúa la campana de nombre “Ana María”. En su interior existen tres pequeños retablos de azulejos, simulando el altar del templo.
El visitante encontrará la Imagen del Cristo de la Salud en la derecha del presbiterio. En el altar está restaurado el Paño de Pureza del Cristo. Se trata de una pieza de devoción morada, bordada con pasionarias de hilo de plata, donado por la familia Ibañez Bru, para el Año Santo de 1950. El guión está colocado en la pared, al principio del templo. Se trata del dibujo y bordado con seda natural de la antigua imagen del Cristo. En el reverso del mismo encontramos la frase de los gozos: “Dad salud al que postrado os la pide con fervor”, del año 1960, y realizado por Elena Soler Quilis. El Paño de Pureza actual es una bella manufactura de hilo de oro llevada a cabo por Concha Montoro. El actual guión, de particular belleza, se ha bordado por María Sevilla y realizado por Elena Marco, en el año en curso, con motivo del Jubileo. Todas ellas feligresas de esta parroquia.
La imagen central del retablo es la del Niño Jesús del Huerto. Es la de Nicolás Camarón, que existía en el huerto del Convento de la Corona, y cuyo lego, José Cots, de Piles, difundió en esta parte de la Albufera. El nombre de la Iglesia de El Palmar se debe a la devoción particular de Alfonso XII, al nombrar al Niño Jesús, capitán general, y otorgarle al templo su nombre.
Junto a la imagen del Niño Jesús del Huerto encontramos, presidiendo el altar, a Nuestra Señora de los Ángeles y a San Pedro. Estas figuras, junto con el Niño Jesús, llevan en sus manos, las redes típicas para la pesca de la anguila, denominados mornells.
En el templo encontramos a mano derecha desde el altar las imágenes del Santísimo Cristo de la Salud, La Inmaculada Concepción, San Luis Gonzaga y la Virgen del Rosario. A la izquierda, la Virgen de los Dolores y el Cristo yacente, El Sagrado Corazón de Jesús y Nuestra Señora de la Asunción, San José, y en la pila Bautismal, a Nuestra Señora la Virgen de los Desamparados.
A destacar son las láminas de Nuestra Señora la Virgen del Carmen, Nuestra la Virgen del Socorro, la de San Antonio de Padua y las imágenes del Vía Crucis, distribuidas alrededor del templo.
Es una iglesia pequeña acorde a las necesidades de la población y a sus antiguas viviendas, que eran las barracas. La iglesia parroquial fue restaurada en 2006 por el anterior párroco D. Pedro Bisbal Miralles.